República Digital - Indotel Anuncio

15 de abril del 2021

Opinión

Montalvo y las veedurías

Santiago Cuesta Kury. En días pasados y a raíz de nuestro anterior artículo sobre el funcionamiento o no de las veedurías, el ministro de la Presidencia, Gustavo Montalvo, anunció que las Comisiones de veedurías del Gobierno recibirían un nuevo impulso en la labor de observación, monitoreo y vigilancia para el cumplimiento de la transparencia en […]




Santiago Cuesta Kury.
En días pasados y a raíz de nuestro anterior artículo sobre el funcionamiento o no de las veedurías, el ministro de la Presidencia, Gustavo Montalvo, anunció que las Comisiones de veedurías del Gobierno recibirían un nuevo impulso en la labor de observación, monitoreo y vigilancia para el cumplimiento de la transparencia en las contrataciones y servicios públicos en 25 de las empresas del Estado donde se dice que funcionan pero con ciertas dificultades y en muchas de ellas, sus miembros han renunciado y en otras, muchos de esos veedores, no asisten. Esa es una de las razones por las cuales, este efectivo y eficiente instrumento de transparencia ciudadana de los dineros del pueblo no está rindiendo su labor para la cual fue implementada. “Y eso debería de ser una tarea más que importante para el ministro Montalvo, por ser éste su creador”. A sabiendas de que en otros países, como Colombia, funcionan. Una tarea que hoy en día representa una de las mayores demandas por parte de la sociedad en su conjunto. Tarea que no ha sido posible lograr muy a pesar de las buenas intenciones que pueda tener el ministro Montalvo para que éstas llenen su cometido. ¿Qué es lo que verdaderamente ha estado pasando con las veedurías? Bueno, según algunos veedores consultados, es verdad que existen ciertos inconvenientes tal y como lo acaba de denunciar el propio ministro Montalvo, cuando confirma y admite que se van a redoblar los esfuerzos por parte del Gobierno para mejorar los tiempos de respuestas y solicitudes demandadas por las comisiones, en cuanto a la calidad de las informaciones recibidas de las instituciones que están para garantizar el buen funcionamiento de este mecanismo de control y vigilancia ciudadana respecto a ciertas ejecutorias del gobierno. Es muy común ver y escuchar a políticos y funcionarios sentirse bien orondos, cuando la sociedad civil dice y valora su trabajo.
Pero, deberían sentirse de igual manera, cuando esa misma sociedad les reclama transparencia. En un mundo de oscuridad total, tal y como estamos viviendo los dominicanos, los ojos y los dientes de la sociedad son órganos que saltan hacia adelante, una, para morder con sus dientes si es posible, las acciones no transparentes de los gobiernos. Y entonces, ¿qué hacer ministro Montalvo con las veedurías?

Noticias destacadas