República Digital - Indotel Anuncio

11 de abril del 2021

Política

Abinader y Olivares

El presidente Luis Abinader en su compromiso con el país está gestionando las autoridades que dirigirán la Junta Central Electoral (JCE), para las próximas elecciones de mayo 2024. La soberanía nacional había sido secuestrada por el gobierno saliente de Danilo Medina, donde se hacían trajes a la medida de la voluntad del caudillo morado. El […]




El presidente Luis Abinader en su compromiso con el país está gestionando las autoridades que dirigirán la Junta Central Electoral (JCE), para las próximas elecciones de mayo 2024. La soberanía nacional había sido secuestrada por el gobierno saliente de Danilo Medina, donde se hacían trajes a la medida de la voluntad del caudillo morado. El país que nos merecemos y que ha prometido el presidente Abinader necesita que hombres y mujeres comprometidos con el mejor interés del pueblo sean los fiscales, acreedores y defensores de las decisiones electorales. Varias de las organizaciones civiles, políticas y judiciales han dejado saber a los actuales juristas y magistrados que tienen el perfil necesario para emprender tan importante función electoral. Nosotros podemos ver que grupos ya conocidos y ya comprometidos, están en la palestra pública haciendo lobismo o campaña rastrera para poner las mismas fichas repetidas en posiciones claves y así malograr la democracia. Esta narrativa está proponiendo a Román Jáquez Liranzo, el actual Presidente del Tribunal Superior Electoral (TSE), que tiene sus intereses con Leonel Fernández y Danilo Medina. Lo irónico es que usan una narrativa en los medios de comunicación de que el Partido de la Liberación Dominicana (PLD), no quiere ver a Román Jáquez Liranzo como presidente del más alto tribunal electoral del país; pero esto sería como echar un tiburón hambriento al mar para salvar a un grupo de náufragos, un error lesivo y fatal a nuestra democracia. Esta posición gubernamental que vela fielmente a las decisiones electorales que toma el pueblo dominicano, no puede ser entregada a la deriva. Las cualidades de este magistrado deben sobrepasar lo académico y tener su eje central en la moralidad, equidad y nacionalismo. Por esta razón, nosotros entendemos que Eddy Olivares es tal vez el magistrado que goza de mayor prestigio para regir la (JCE) por su verticalidad y defensa de sus principios, más allá de los intereses políticos que pueda representar. Primero está el país y las leyes con sus instituciones, antes que la defensa de intereses particulares. Entidades de la sociedad civil, juristas y otras personalidades consideran que el abogado y ex miembro de la JCE debería ser escogido por el para presidir el pleno y conformar el órgano electoral Elvin Dominici

Noticias destacadas