República Digital - Indotel Anuncio

21 de abril del 2021

Opinión

Danilo y el ritmo

Luis Encarnación Pimentel. Ocurrió hace varios días en Palacio, en el marco de la última reunión del equipo central del gobierno, donde el director de la orquesta pasaba revista a músicos y a instrumentos, a fin de comprobar que tan afinados o salidos del ritmo oficial pudieran estar unos u otros. A un valiente se […]




Luis Encarnación Pimentel.
Ocurrió hace varios días en Palacio, en el marco de la última reunión del equipo central del gobierno, donde el director de la orquesta pasaba revista a músicos y a instrumentos, a fin de comprobar que tan afinados o salidos del ritmo oficial pudieran estar unos u otros. A un valiente se le ocurrió que, con el jefe del Estado a pocos metros encabezando el encuentro con funcionarios, no había para qué usar el correo ni decir por carta las dificultades y tardanzas por las que atraviesan distintas instituciones  con los recursos y expedientes sometidos a aprobación para un normal desenvolvimiento. Modestia aparte, el hombre - de la escuela reformista- se desahogó y planteó en el escenario presidido por Danilo Medina que esa demora provocaba que se quedara mal con los suplidores o que, en la espera, estos cambiaran precios y reglas de juego, creando dificultades al desenvolvimiento institucional. Tras lo dicho, se animaron otros que plantearon igual preocupación. Se develó la realidad de un problema en la burocracia oficial del que, para nada, se había hablado ni había trascendido a los medios de comunicación, que no tienen acceso a estos encuentros en la cúpula burocrática. Y una voz responsable del control y correcto manejo de los recursos públicos se sintió aludida y ripostó: “Eso no es verdad, los fondos se están aprobando, conforme a lo que dice el Presupuesto”ÖY el Presidente, de temperamento especial, no se aguantó e intervino para contradecir y bajar un rayazo: “Pero algo hay, porque yo tengo varias quejas en ese sentido”ÖY puso a hablar a Lidio Cadet, que dijo o quiso decir algo, sin decir nada (¿). La voz contestataria, hasta dejar atónitos a otros timoratos que no se atreverían a tanto, insistió en su posición. Y aunque sin ningún decreto a la vista, como uno que otro funcionario llegó a sospechar (¿), el jefe de Palacio aprovechó para dejar claro que algunos “músicos” de su orquesta han “desafinado”, y por eso no estaban en esa reunión; como tampoco pudieran no estar otros en la próxima, si desacoplan o se salen del ritmo, de la dinámica y la transparencia institucional planteados por el director orquestal morado, a partir de cuando Leonel Fernández le transfirió la batuta y Medina comenzara a tocar con nueva partitura(¿). La advertencia fue clara. NOTA: el ex gobernador Félix Estrella se botó el sábado en San José de Ocoa, con un acto masivo  en favor de la unidad del PLD en la provincia. El afable danilista mostró que tiene apoyo y  capacidad de convocatoria, porque allí solo faltaron los “agachados” o los muy sectarios, incluido quien lo sustituyó en el cargo, que renegó de que se dieran un abrazo  (¿).

Noticias destacadas