República Digital - Indotel Anuncio

14 de abril del 2021

Opinión

El ensordecedor sonido del silencio llega a la ADP

Nelson Marte. Ni el bocinerío al servicio del PLD, ni la grey de politólogos venidos en auxilio de la nublazón propagandística morada, que reclutó más de 3 mil comunicadores y gasta cada día 10,2 millones de pesos para vender sus post verdades y falsas noticias, pueden encontrarle  explicación a que la alianza opositora en ADP […]




Nelson Marte. Ni el bocinerío al servicio del PLD, ni la grey de politólogos venidos en auxilio de la nublazón propagandística morada, que reclutó más de 3 mil comunicadores y gasta cada día 10,2 millones de pesos para vender sus post verdades y falsas noticias, pueden encontrarle  explicación a que la alianza opositora en ADP le haya pasado el rolo a los morados. Sólo quien necesita creer los cuentos chinos de Albizu sobre dominicanos pobres que se vuelven de clase media altamente vulnerable a volver a ser pobres, cual si la estratificación social –que no los individuos– pudiera ser “tan lánguida y tan leve”, que cambia con los vaivenes del viento, puede no entender el asomo que pespunteó en ADP. Pero quienes llevan anotaciones, quienes ven que encuesta tras encuesta entre quienes dicen que se van porque esto no hay quien lo aguante, quienes dicen que no creen en las palabras del gobierno, quienes abrumadoramente dicen no querer inventos con la Constitución, entre quienes advierten que el carnaval de Leonel hace tiempo pasó y sólo despide quejumbrosos fulgores, entre todos esos, siempre hay una franja de morados. Son peledeístas que antes votaron morado, que se quedaron con tan poquita fe, como dicen sin ambages: ni muertos  vuelven a votar morado y amarillo. Por encima de la costosa manipulación a la que el pueblo les hace creer que les cree. Bajo las montañas de manipulación que se le cuenta al pueblo, de los pretensos descalificadores cuyos insultos no hacen más que aumentar la indignación, la ira y los descreimientos que se agrandan cada día, como bola de nieve, subyace el silencio de un voto de castigo que acaba de asomar en las elecciones de la Asociación Dominicana de Profesores. Por más acomodo que le busquen las bocinas abiertas y encubiertas, la noticia es que en el sindicato de empleados del gobierno, ha sido arrollado el candidato del partido de gobierno. ¿Que sus viscerales y abisales divergencias o contradicciones sembraron confusión y disminuyeron los votos en favor de Eduardo Hidalgo, mientras la determinación unitaria de la oposición espoleó el incremento de los de Xiomara Guante? Eso es parte del mambo que se empieza a bailar, en camino a un certamen electoral que pinta segunda vuelta, escenario en el que sea quien sea el contrincante del partido de gobierno, Luis Abinader despunta como el candidato ganador junto a las fuerzas del cambio. Y no es fortuito, Luis es la única figura de refresco con que cuenta el electorado y el único presidenciable que hace propuestas nuevas… Vean las redes, vean el discurso de odio de quienes no conciben que el PLD pueda ser desplazado del poder…ellos, sin advertirlo, ellos son una primera resistencia inútiles  de los cambios que vienen. Lo que informa lo de la ADP es que si algúna variable quiebra el libreto hasta ahora contado, si emerge alguna irrupción imprevista en lo porvenir, es el golpe atronador de una silenciosa intención en favor del cambio. El ensordecedor silencio del golpe de la ADP es sólo un adelanto, ya tendrán que ir encajando y acomodándose a otros que vienen.

Noticias destacadas