República Digital - Indotel Anuncio

11 de mayo del 2021

Tecnología

El yin y yang de las redes sociales

Por: FERNANDO ÁLVAREZ B. A un ser humano irrepetible: José Francisco. Parte I Cada día que pasa nos viene una razón más para cuestionar el camino que toma la sociedad, apaleada por estas grandes revoluciones actuales, (la digital, la móvil, la tecnológica, y próximamente, la inteligencia artificial). Realidad que nos impulsa escribir esta serie de artículos […]




Por: FERNANDO ÁLVAREZ B.

A un ser humano irrepetible:
José Francisco.

Parte I
Cada día que pasa nos viene una razón más para cuestionar el camino que toma la sociedad, apaleada por estas grandes revoluciones actuales, (la digital, la móvil, la tecnológica, y próximamente, la inteligencia artificial). Realidad que nos impulsa escribir esta serie de artículos (3 entregas) sobre las redes sociales: sus luces y sombras, sus beneficios y males… su ying y su yang.
Mercadear un producto en estos tiempos es un desafío que incluye complacer gustos muy variados y personalizar de manera efectiva, a los servicios. Ideas variadas y conceptos tan desarrollados hacen que las marcas sean, cada vez más, una forma de identificar no solo los productos, sino una línea de productos. Nike tiene su nombre, pero donde quiera que se ve el swoosh de Nike, se sabe de qué marca se trata. He ahí la magia de las redes sociales.
Los medios de comunicación sociales constituyen plataformas de comunicación en línea donde el contenido es creado por los propios usuarios mediante el uso de las tecnologías de la Web 2.0, que facilitan la edición y el intercambio de información. Asimismo, permite a los usuarios interactuar y colaborar entre sí, como creadores de contenido en una comunidad virtual.
Las tecnologías de medios sociales aparecen en diferentes formatos entre los que destacan: blogs y microblogs, redes profesionales, redes sociales de empresas y particulares, foros, compartir fotos, crítica de productos o servicios, marcadores sociales, juegos sociales, compartir vídeos y mundos virtuales.
Entre sus características principales podemos encontrar:
– Audiencia: proporcionan la tecnología que permiten a cualquier persona accederla, de modo que pueden llegar a una audiencia global.
– Accesibilidad: los medios sociales están, en general, disponibles para cualquier persona con poco o ningún costo.
– Facilidad de uso por los creadores: la mayoría de los medios sociales reinventa habilidades de modo que cualquier persona puede ser un productor en estos medios.
– Instantaneidad: los medios sociales pueden ser capaces de brindar contenido, prácticamente, en tiempo real o solo con muy pequeños retrasos en su publicación.
– Edición del contenido: los medios sociales no solo se enriquecen con los comentarios de las audiencias, sino que el contenido puede ser alterado instantáneamente por los productores, mejorando el contenido para las audiencias.
Cada hora del día Facebook, Twitter, Instagram, YouTube, Pinterest, LinkedIn y otras decenas más de redes sociales, abarrotan nuestros celulares de información y desinformación. No podemos negar que, de algún, modo han dinamizado la forma en que el mundo se comunica, pero de una u otra manera resultan difícil para el ser humano limitarse a lo que puede o no hacer público. De hecho, muchas de estas barreras traspasan, incluso, hasta vulnerar procesos delicados.
La Revista TIME, en un artículo publicado en agosto de 2017, titulado: “Cómo los Trolls están arruinando el internet” señala que la personalidad del internet se ha transformado. Explica los beneficios de la libre circulación de la información; lo que los psicólogos llaman efectos de la desinhibición. En este sentido, el internet y las redes sociales pueden ayudar a resolver algunos problemas, pero también puede ser un arma letal para otros.
Estos últimos dos años, particularmente, las redes sufrieron fuertes reveses a consecuencia de ser protagonistas de diversas situaciones acontecidas y que afectaron a diversos niveles sociales, el político, el educativo, el familiar, el laboral, el económico e incluso hasta el espiritual.
En el próximo artículo trataremos de una manera bastante sintética, esta revolución de las redes que ha cambiado, disruptivamente y continúan el cambio de una manera progresiva, el desenvolvimiento humano, y con este, el mundo. Y es que, estamos: “Es un mundo en que no es el pez más grande el que se come al pequeño, sino el más veloz”.

Investigadora asociada: Andrea Taveras.

Noticias destacadas