República Digital - Indotel Anuncio

21 de junio del 2021

Portada

Envían Centro de Corrección de SPM acusado de sustraer cables del Aeropuerto Las Américas

Luis Abel Bens (Chiricui y/o Alicui), reside en el barrio las Ruinas de Andres Boca Chica y se crio buceando en el basurero del AILA El juez de la Oficina Judicial de Atención Permanente dictó tres meses de prisión preventiva a uno de los jóvenes imputados de cortar y robar 1,653 pies de cables del […]




Luis Abel Bens (Chiricui y/o Alicui), reside en el barrio las Ruinas de Andres Boca Chica y se crio buceando en el basurero del AILA

El juez de la Oficina Judicial de Atención Permanente dictó tres meses de prisión preventiva a uno de los jóvenes imputados de cortar y robar 1,653 pies de cables del tendido eléctrico de la pista del Aeropuerto Internacional de Las Américas (AILA) supuestamente con la intención de quemarlos y posteriormente venderlos como cobre.

Una comunicación de prensa del Ministerio Público dice que Luis Abel Bens (Chiricui y/o Alicui), a quien se le dictó la medida de coerción, actuó junto a su hermano solo conocido como Cochin y el nombrado Esmailyn o Esmerlyn, ambos prófugos, con quienes logró penetrar a varias áreas restringidas de las instalaciones del aeropuerto y cortar los cables que alimentan el balizamiento (señales de la pista) del campo de vuelo.

El juez dispuso que Luis Abel Bens cumpla la medida preventiva en el Centro de Corrección y Rehabilitación de San Pedro de Macorís.

“El auto de acusación resalta que los acusados lograron cortar aproximadamente 1,653 pies de alambres. La acción provocó que se apagaran las luces de la pista de aterrizaje, situación por la que 3,362 personas resultaron afectadas, mediante el desvío, retraso o suspensión de vuelos”, informa la comunicación de prensa del Ministerio Público.

El instrumento utilizado para sustraer el cableado, una “pinza de metal bordeada de una goma soporte color negro”, fue entregado de forma voluntaria por la pareja del coautor y prófugo Cochin.

La investigación fue llevada a cabo por los fiscales Hazel Rosaly Gross Abad y Andrés Adolfo Toribio Ventura, del Departamento de Investigación y Persecución de Criminalidad Organizada.

El Ministerio Público le otorgó al caso la calificación jurídica provisional contenida en los artículos 265, 256, 379 y 384 de Código Penal Dominicano, sobre asociación de malhechores y robo agravado, que se enmarcan dentro de los denominados “actos de interferencia ilícita”, descritos en la Ley 188-11, sobre Seguridad Aeroportuaria y de Aviación. Civil.

Noticias destacadas