República Digital - Indotel Anuncio

22 de abril del 2021

Política

Hipólito una Quinta Columna en acción

Por MIGUEL ESPAILLAT GRULLON Fecha: 21 abril, 2018     1- El PRM está viviendo un momento clave y decisivo de su joven historia. Una “Quinta Columna” encabezada por Hipólito Mejía amenaza seriamente la meta de este Partido, la cual es ganar el poder en el 2020.  Ese rol fue asumido por Hipólito desde que reconoció a Danilo […]




1- El PRM está viviendo un momento clave y decisivo de su joven historia. Una “Quinta Columna” encabezada por Hipólito Mejía amenaza seriamente la meta de este Partido, la cual es ganar el poder en el 2020.  Ese rol fue asumido por Hipólito desde que reconoció a Danilo como el triunfador en las elecciones del 2012, cosa que él aceptó mansamente, obviando lo fraudulento de las mismas y sin negociar algún acuerdo que fuera provechoso para el pueblo y el Partido.  Respecto a esa decisión, es una creencia generalizada, que él se entendió con Danilo, en lo que pesó más la gratitud y lealtad que él manifiesta por ese amigo suyo, que la fidelidad que él le debe profesar al PRM, cuya militancia le ha dado tantas glorias, poder y dinero. 2- Desde aquel entendimiento, Hipólito se ha comportado dentro del PRM como un “Caballo de Troya”, puesto que con acciones de zapa, o por comisión u omisión, ha estado beneficiando directamente al PLD, específicamente al danilismo.  De esos hechos, cuenta su reincidencia de asumir posiciones contrarias a los intereses del Partido y hacer declaraciones irracionales, que lucen hechas a propósito para favorecer a los enemigos del pueblo y de nuestro PMR. Sus declaraciones acusando de ladronas a las trabajadoras domesticas, su amenaza de no pagar las deudas del gobierno pendientes a los molineros de arroz y revelar que iba a eliminar la tarjeta solidaridad, le restaron más de 300 mil votos.   En otro momento, sus declaraciones en la Barquita tres días antes de las elecciones realizadas en mayo de 20 12, evaluando como bueno el gobierno de Danilo, son de las acciones, por las cuales, el liderazgo de Hipólito ha sido de pérdidas y traumático para los partidos en los que él ha fungido como líder.  Posteriormente, él no se ha ocupado de desmentir esta creencia, sino, que al contrario, con hechos, tipificados como arreglos entre conciliábulos, la ha reafirmado un sinnúmero de veces. 3- El PRD, fue la primera víctima del liderazgo díscolo de Mejia, que dicho sea de paso, arruinó a ese Partido junto a Miguel Vargas y a otros malos dominicanos.  Ahora, al parecer, sus cañones están dirigidos a destruir al PRM, cosa que hace a la vista de todos, sin que haya una acción disciplinaria que lo lleve a la expulsión inmediata del Partido, tal como ya hubiese acontecido en cualquier Partido que se rija por estatutos y cuadros políticos, no por fanáticos y por gente comprometida con intereses que van en contra de la salud de la patria.
4-Solo en nuestra República Dominicana, debido al atraso político y cultural de nuestro pueblo, es posible que un Partido tenga como líder a un individuo que ha confesado que le tiene lealtad y gratitud al jefe de los adversarios y enemigos, pero que también dice y demostrado, que a sus amigos corruptos no los lleva a la justicia, y que para mas, está abiertamente confabulado con el enemigo para impedir que llegue al poder, el Partido que él supuestamente lidera.  Ante éste falso liderazgo, hay que ser muy pendejo, e ingenuo, para seguir teniendo a semejante individuo como líder de un Partido que se hace llamar revolucionario y moderno y que dice tener por meta un Proyecto de Nación. 5- Ahora bien, Hipólito, en complicidad con su hija Carolina, y la “avanzada hipolitista” insertada en el PRD de Miguel Vargas (Fello Suberví, Tony Peña Guaba, Héctor Guzmán, Tomas Alberto Hernández, Peggy Cabral, La Maquinaria, y otros  metidos a peledeistas, como es el caso del tránsfuga senador por Azua, Rafael Calderón, más, los que simulan ser del PRM, pero que en realidad son agentes de Mejía y del PLD, todos ellos complotados, están “armando un trompo”,  que terminará beneficiando a Danilo y al PLD, aunque de primera, los muy tontos estén creyendo que sus tácticas y estrategia son para ganancia de Mejía. 6- En su encerramiento, esos seguidores de Mejía olvidan, que precisamente lo que busca el PLD es tener a Mejía como candidato, porque con él, ellos tienen garantizada la permanencia en el poder. El PLD sabe muy bien, que Hipólito actúa en el PRM como un agente catalizador que incentiva la división de nuestro Partido y de la oposición. Con Hipólito de candidato, el PRM no será un Partido unido, ni tendrá el apoyo de la Marcha Verde, ni se dará la necesaria coalición de partidos para derrotar el PLD en el 2020. 7- En esta trama, con el apoyo logístico y económico del PLD, todas las acciones de Mejía están calculadas y dirigidas para provocar la derrota del PRM.  Es tan así, que en la pasada convención, ese apoyo brindado por el danilismo, fue clave y decisivo para la elección de la Secretaria General del Partido y de otras posiciones, que han empoderado a Mejía y su facción.  No pasemos por alto, que en esta lucha de los capitalistas neoliberales por el poder, lo que prima son intereses, que lo ideológico, aunado a un Proyecto de Nación que se promete, es demagogia pura.   Los rentables negocios de suplidores del estado, y de importación y exportación de Mejía y su familia, dependen de sus buenas relaciones con el gobierno de Danilo. Ellos juegan a favor de sus intereses, los cuales, nada tienen que ver con el pueblo, ni con un Proyecto de Nación. 8- Ahora, con el asunto de las Primarias, tenemos, que nuestro PRM las quiere cerradas, pero Hipólito, contraviniendo la decisión del Partido, las quiere abiertas, tal como también las quiere, su amigo Danilo; o sea, el hombre sigue coincidiendo con el enemigo. ¿Entonces, es Hipólito el hombre en el que podemos confiar? 9- Lo que Hipólito persigue con las “Primaria Abiertas”, es de conocimiento de todos, por lo que no nos ocuparemos de esos detalles. Pero recuérdese, que el PLD a quien quiere de candidato por el PRM es precisamente a Hipólito Mejía, porque él es candidato fácil de vencer, porque él es candidato que propicia la división del Partido y de la oposición, porque él es candidato que asegura el triunfo del PLD.  ¿Por qué esta aseveración?  Si Hipólito perdió las elecciones del 2012 teniendo 26 puntos arriba, entonces es de esperarse, que en lo adelante pierda de calle, puesto que ya no tiene ni tendrá la aceptación pasada de aquella otrora mayoría del pueblo, ni de los partidos de oposición que tuvo en aquel tiempo.  Quien no comprenda las razones que contienen estas premisas, tiene que dejar la política, porque sinceramente, de esta ciencia no entiende nada. 10a- Los traidores y tránsfugas siempre han existido en todo tiempo, culturas y causas. Para mayor comprensión de este tema, voy a traer a colación el discurso que para identificar a estos especímenes, (los traidores, los tránsfugas, los Quinta Columna, los Caballos de Troya), pronunció el General Juan Domingo Perón cuando era gobernante de Argentina.  Para ello transcribo su discurso de un video cuyo enlace, para ilustración del lector, también doy a conocer. https://www.facebook.com/mariagraciela.garcia.90/videos/1382718395166192/UzpfSTEzNTcwMDQ0NDQ6MTAyMTY2NTIzMDg5NjQyNzY He aquí la transcripción aludida, invitando al lector que la asimile, como si dicho General estuviera dirigiéndose al pueblo perremeista para desenmascarar a Hipólito y seguidores. Cito: 10b- Hay que tener en cuenta -dice el General Perón – que cuando aparece un hombre (Hipólito), de nuestro movimiento (PRM), que lucha contra otro hombre (Luis Abinader), de nuestro movimiento (PRM), puede ser lo que Mao dice: ese hombre se ha pasado al bando contrario (al PLD), pero generalmente ese hombre defiende un interés, no un ideal, porque el que defiende el ideal no puede tener controversia con otro que defienda el mismo ideal.  Es que en la política – continua Perón – además de los ideales, desgraciadamente, juegan intereses.  Y hay horas distintas en la política.  En 1955 fue la hora de los enanos, en 1971 la hora de los logreros.  Entonces, naturalmente, estos intereses son los que han venido y siguen jugando, pero el Peronista (el perremeista), debe darse cuenta que cualquiera sean sus intereses, no puede estar sobre el ideal por el que todos debemos luchar.  Por eso el justicialismo creó un apotegma que dice: para un peronista (para un perremeista), no  puede ni debe haber nada mejor que otro peronista (perremeista), entonces, ¿cómo puede ser posible, que el que está en la misma lucha, esté luchando contra otro peronista (perremeista), cuando tiene un enemigo al frente con quien debe naturalmente luchar?. 10c- El movimiento (el PRM) -prosigue Perón – tiene enemigos de afuera y enemigos de adentro: quien no lucha contra el enemigo de nuestro movimiento, ni por la causa del pueblo es un traidor.  Quien lucha contra el enemigo y por la causa del pueblo, es un compañero, y quien lucha contra un compañero, es un traidor. 10d- Lo importante -finaliza exponiendo Perón – es desenmascarar al enemigo de adentro (Hipólito), lo más peligroso es cuando no lo localizamos y a lo mejor lo tienes a tu lado y te toca la espalda…Es bueno conocer bien al enemigo de afuera y de adentro), porque sabemos cómo piensan y cómo actúan…pero sabemos que hay gente confundida por los medios de comunicación. Salvemos a esa gente de su equivocación, para que no vote por su propio enemigo. Conclusión De las actuaciones de Mejía dentro del PRM es fácil colegir que él es una “Quinta Columna” en acción.  Él, desde hace varios años está laborando para ganancia del enemigo; su lealtad y gratitud es para Danilo y el PLD, no para el PRM, puesto que no se puede servir a dos señores a la vez. Por ende, Hipólito es un ente de división, discordia y derrotas; su persona es la menos indicada para encabezar un gobierno destinado a combatir la corrupción y la impunidad, puesto que él mismo ha declarado que a sus amigos corruptos no los lleva a la justicia. Sumando todos estos factores negativos a su decisión de apoyar las primarias abiertas en contra de una decisión del Partido, son datos para señalarlo como un impostor, como un traidor al Partido que él supuestamente lidera.  Ante esta sumatoria de traiciones, es necesario llevar a Hipólito a un “Consejo Disciplinario” para que de cuentas de sus acciones a favor de los adversarios y enemigos.  Este sometimiento debe contemplar su expulsión inmediata del Partido si queremos ser opción de poder en el 2020.  Y hay que hacerlo ya, antes que sea demasiado tarde, con lo que evitaremos, que luego no lloremos como niños la derrota por venir en el 2020, si dejamos que Hipólito y su gente, sigan en nuestro Partido como chivos sin ley, o que en el peor de los casos, cometiéramos el gravísimo error de nominarlo como el candidato a la presidencia de la República para el periodo 2020-2024 por nuestro Partido. Al que tengan oídos que oiga…al que tenga ojos que vea. A mis lectores les dejo la palabra.

Noticias destacadas