República Digital - Indotel Anuncio

15 de abril del 2021

Opinión

Intereses

Pablo McKinney. pablomckinney@gmail.com. Existe en la sociedad dominicana, y especialmente en los partidos de oposición, una tendencia a descalificar a los votantes materialmente más pobres por causa de sus preferencias electorales. ¡Insana virtud la de meter la pata!, pues al descalificarte como ciudadano, me estoy descalificando yo para ganar tu confianza y obtener tu voto. […]




Pablo McKinney.
pablomckinney@gmail.com.
Existe en la sociedad dominicana, y especialmente en los partidos de oposición, una tendencia a descalificar a los votantes materialmente más pobres por causa de sus preferencias electorales. ¡Insana virtud la de meter la pata!, pues al descalificarte como ciudadano, me estoy descalificando yo para ganar tu confianza y obtener tu voto. El asunto es sencillo: A la hora de ejercer el voto, todos hacemos lo mismo:  defender nuestros benditos intereses, y ese TODOS incluye a pobres de piedad, y a multimillonarios de espanto, no importa, es igual. Al fin y al cabo, de intereses, de conflictos y de su soluciones para la convivencia civilizada se trata esto de la democracia, y tengo ejemplos: Cuando en un momento de suprema lucidez boschista, en un hermoso desliz de feliz atrevimiento el gobierno peledeísta anunció que el Pacto Fiscal revisaría una por una todas las exenciones fiscales que otorga a industriales y empresarios, los afectados se inventaron en dos días una especie de partido opositor con el nombre de Iniciativa por la Institucionalidad Democrática (IID). Así, durante los meses posteriores, supo el gobierno lo que es peine caliente en cabello “malo”, y entonces ocurrió: Postergado por el gobierno (para nunca o algún día) el tema de la revisión de las exenciones fiscales, los mortales no volvimos a saber más de la ‘iniciativa’, que no fue más que la reacción de defensa de los posibles afectados por la revisión de los cariños fiscales. Precisamente, por la misma razón, en 2015 y 2016, los que no estábamos de acuerdo con la modificación constitucional con el único objetivo de hacer posible la repostulación del mejor candidato peledeísta que era, además, Presidente de la República, nos quedamos esperando el comunicado de rechazo a la modificación constitucional de parte de los señores iniciados de la iniciativa. Considero un craso error de los adversarios políticos del gobierno, centrar su discurso opositor en descalificar al ciudadano pobre por hacer lo que hacemos todos al ejercer el voto: defender nuestros intereses que, en el caso de los más ricos podrían ser las exenciones fiscales, y en el caso de los más pobres serían la jornada de tanda extendida, las estancias infantiles o el sistema 9-1-1, en fin, no se debe llorar lo que se mata, es cierto, pero tampoco se debe matar lo que se necesita conquistar, los votantes pobres, por decir.

Noticias destacadas