República Digital - Indotel Anuncio

09 de mayo del 2021

Opinión

La aclaración

Por: Claudio Acosta. La versión de que  presidentes dominicanos recibieron dinero de los millonarios sobornos que admitió haber pagado en República Dominicana  Odebrecht, un modus operandi que replicó en varios países del continente latinoamericano, anda circulando desde que hace unos días un  periódico digital reprodujo el testimonio  de Luis Eduardo da Rocha Soares, Tesorero Internacional de […]




Por: Claudio Acosta. La versión de que  presidentes dominicanos recibieron dinero de los millonarios sobornos que admitió haber pagado en República Dominicana  Odebrecht, un modus operandi que replicó en varios países del continente latinoamericano, anda circulando desde que hace unos días un  periódico digital reprodujo el testimonio  de Luis Eduardo da Rocha Soares, Tesorero Internacional de la constructora brasileña, por lo que solo era cuestión de tiempo para que  el  Procurador General de la República, quien dirige  las investigaciones locales, se diera por aludido. Y así ocurrió,  efectivamente. El doctor Jean Alain Rodríguez aclaró el pasado domingo que sus investigadores establecieron que cuando el funcionario  de Odebrecht declaró que ese consorció distribuyó millones de dólares a “gobernantes”  se refería específicamente a personas que habían ocupado cargos en el Poder Ejecutivo así como posiciones electivas del Poder Legislativo, pero ningún Presidente de la República. ¿Tanto alboroto por un problema semántico? Es lo que parece, pero solo si usted está dispuesto a creer a pie juntillas la aclaración del máximo representante del Ministerio Público, y además pasar por alto el hecho de que en otros países donde Odebrecht también repartió sobornos sí hay presidentes y expresidentes involucrados, uno  de los cuales ya se vio obligado a renunciar y otro  está preso.  ¿Por qué allá sí y aquí no? Es la pregunta que se haría cualquiera que sepa sumar dos mas dos, sobre todo si sabe también que el Departamento  de Operaciones Estructuradas, la tapadera desde la cual Odebrecht dirigía la red continental de pago de sobornos,  fue trasladada a República Dominicana debido a las  “facilidades” que encontró  o que se le ofrecieron. Nunca se ha dicho en qué consistían esas facilidades y probablemente nunca lo sabremos, pero lo que sí sabemos es que en este país nada facilita mejor cualquier cosa que una orden del Presidente de la República.

Noticias destacadas