República Digital - Indotel Anuncio

20 de abril del 2021

Deportes

La operación de Neymar escenifica el divorcio entre el PSG y la CBF

Todo lo que toca Neymar acaba en lío. Y este sábado, en Belo Horizonte, el día de su operación, se vivió un nuevo capítulo, con escenas esperpénticas, en la guerra desatada entre el PSG y la CBF. Para disgusto del club parisino, Neymar fue intervenido esta mañana en el hospital Mater Dei, de Belo Horizonte, […]




Todo lo que toca Neymar acaba en lío. Y este sábado, en Belo Horizonte, el día de su operación, se vivió un nuevo capítulo, con escenas esperpénticas, en la guerra desatada entre el PSG y la CBF. Para disgusto del club parisino, Neymar fue intervenido esta mañana en el hospital Mater Dei, de Belo Horizonte, por el doctor Rodrigo Lasmar, galeno de la Seleçao. Mientras, su colega francés,  Gérard Saillant, enviado por el PSG a Brasil, se convertía en un observador piedra, a pesar de ser una eminencia que ya operó a deportistas de la dimensión de Michael Schumacher o que hizo el milagro que Ronaldo jugara el Mundial 2002. La postura de Neymar de permitir que la CBF tomase cartas en el asunto aún no ha sido digerida por el club de Qatar Sports Investments. En París, se ha tomado como una afronta que Lasmar dijese que el futbolista sufría una “fractura” y no una fisura como en un primer momento habían diagnosticado. Y que, una vez llegara a Rio de Janeiro, explicase a los medios de comunicación brasileños que el período de recuperación podría alcanzar los tres meses, por lo que Ney ya no volvería a jugar con el ‘10’ del PSG en esta temporada. Una vez terminada la intervención a Neymar, en durante una hora y quince minutos se fijó el quinto metatarsiano del pie derecho con un tornillo, el PSG quiso dar un golpe de efecto y recuperar el discurso perdido. En primer lugar, impidió que se realizara la rueda de prensa que, en principio, el doctor Lasmar tenía que ofrecer en el centro hospitalario.  El acto se convirtió en la lectura de un comunicado por parte de los dos médicos, Saillant, en francés, y Lasmar en portugués. El PSG no quiere que, a partir de ahora, el galeno de la Seleçao se pronuncie más en nombre de Neymar.
Posteriormente, en el escueto comunicado, el PSG, en que el club francés impuso una serie de condiciones. Después de detallar que el procedimiento había ocurrido “perfectamente bien”, desapareció cualquier referencia a qué tipo de lesión padece Neymar, si se trata de una fractura, como apunta la CBF, o una fisura, como indicaba el primer diagnóstico de los médicos franceses. El PSG tampoco no quiere detallar cuál será el periodo de recuperación. “La rehabilitación empezará inmediatamente en el postoperatorio bajo la supervisión del fisioterapeuta del club. Un balance será realizado en seis semanas para precisar la posible fecha de la vuelta a los entrenamientos”, se afirma desde la web del club.

LA TORCIDA SE LO TOMA A CANCHONDEO

Mientras Neymar padre, desde París, publicaba versículos bíblicos en sus cuentas oficiales, la ‘torcida’ congregada a las puertas del hospital Mater Dei, organizaba una auténtica “micareta”, o sea, un Carnaval fuera de época. Cerveza en neveras de playa, instrumentos musicales, canciones con letras como “voy a beber y hacer farra” o “el Mundial ya empezó, voy a empezar a beber” y disfraces de dinosaurios, daban ambiente desde la calzada.  El cachondeo se ha extendido en las redes sociales, donde se ha desdramatizado la intervención quirúrgica de la estrella. Neymar está acompañado por su madre Nadine y por el secretario técnico del PSG, Maxwell. Su presencia en Belo Horizonte ha servido como la excusa perfecta, para que se organizara una manifestación de motoqueros delante del hospital. En ella, se mostraba el enfado por la subida del precio de la gasolina. También han aprovechado la ocasión para hacer proclamas contra el presidente de la República, Michel Temer, que bate todos los récords de impopularidad y que accedió al poder después de un polémico impeachment contra Dilma Rousseff. Si no hay ninguna complicación, Neymar dejará el centro médico mañana por la mañana. Aún es una incógnita si durante el tiempo que esté de baja permanecerá en Brasil o hará acto de presencia en París, donde se ha quedado su padre. La versión oficial indica que es para apoyar al PSG en su duelo contra el Real Madrid. La oficiosa dice que está intentando calmar los ánimos después del monumental cabreo de la dirección del club, por cómo Ney ha gestionado su operación.

Noticias destacadas