República Digital - Indotel Anuncio

09 de mayo del 2021

Salud

“Los azúcares son nuestros peores enemigos”

El alto consumo de alimentos ricos en carbohidratos y bebidas azucaradas causan daños a la salud Durante mucho tiempo se ha culpado a las grasas del sobrepeso y la obesidad, sin embargo, los azúcares cargan con gran parte de la responsabilidad de un problema que afecta a buena parte de la población, según explicó el […]




El alto consumo de alimentos ricos en carbohidratos y bebidas azucaradas causan daños a la salud Durante mucho tiempo se ha culpado a las grasas del sobrepeso y la obesidad, sin embargo, los azúcares cargan con gran parte de la responsabilidad de un problema que afecta a buena parte de la población, según explicó el presidente de la Sociedad Dominicana de Medicina Interna y nutriólogo, Fredy Figueroa Güílamo. ¿De qué forma incide el estilo de vida para que cerca de un 10% de la población padezca de diabetes y más de un 31% sufra de hipertensión?  El gran problema es educacional. Nuestra población, a veces por necesidad, tiene que comer lo que aparezca, pero también nuestros hábitos han cambiado mucho. Ya la gente no cocina en su casa como antes porque sale a las 6:00 de la mañana a trabajar y regresa a las 4, o las 5 de la tarde y a esa hora es que se ponen a cocinar, aparte del aumento en el consumo de la llamada “comida rápida”, que ha sido una solución porque resuelve, pero a un costo bastante importante desde el punto de vista fisiológico, porque es una comida que está cargada de grasas que no son nada saludables, aunque las grasas no son el gran problema, sino la carga de carbohidratos. O sea, los azúcares son nuestro peor enemigo, tendemos a crucificar a las grasas, pero los azúcares son nuestro peor enemigo, porque el azúcar que no utilizamos como energía se almacena en forma de grasa. Nuestra comida tiene una carga importante de carbohidratos que se convierten en azúcares, ya que comemos de desayuno: pan; de almuerzo: arroz, y de cena: víveres, entonces hay una carga importante de carbohidratos. Ahora estamos viendo una frecuencia importante de alteraciones de colesterol alto, triglicéridos altos y eso lo consideramos nosotros un factor de riesgo para las enfermedades cardiovasculares. A esto se suma el sedentarismo… Claro. El dominicano hace poco ejercicio. Esa barriguita cervecera es la que está indicando el síndrome metabólico, que es un precursor de diabetes, presión alta y de grasa, o sea, que tener esa barriga grande que es vista por algunos como símbolo de bienestar no es nada saludable. Se dice que en el país la medicina es más curativa que preventiva. ¿Cómo revertir esta situación? La educación en salud tiene que ser algo muy integrado y el problema comienza en que nuestro sistema de salud está desintegrado. Tenemos el Ministerio de Salud Pública por un lado, el Seguro Social, centros privados y ahora con el Servicio Nacional de Salud (SNS) se está pretendiendo englobar todo en un solo paquete para tratar de integrar un poco el asunto, pero el hecho es que al no estar integrados, las estrategias de prevención no impactan sobre la población como debieran, porque no es que no se hacen, se hacen. Hay mucha gente haciendo cosas de manera aislada y no impactan. ¿Qué tan importante es que nos hagamos un chequeo anual?  Con eso hay mucha discusión porque la medicina se ha tornado en una actividad de alto costo. La atención en salud es de alto costo porque los equipos que utilizamos se compran en dólares y eso impacta en el costo. Yo estoy de acuerdo con un chequeo preventivo siempre y cuando no exageremos. En esa revisión se debe medir la presión arterial, un análisis de lípidos y grasas en la sangre por la alta incidencia de diabetes y azúcar, presión alta y problemas de colesterol que vemos en la población. Así el médico verifica si el paciente está sano o si tiene que mejorar su estilo de vida, si debe reducir el alcohol…por ejemplo. ¿Cómo afecta el alcohol? Afecta el cerebro agudamente, crónicamente afecta otros órganos como el hígado, pero también tiene irritantes sobre el esófago, el estómago, y algo muy importante desde el punto de vista psicosocial, ya que incide en el entorno familiar del paciente, ya que un individuo alcoholizado siempre es problemático, aumenta los accidentes de tránsito y las riñas. ¿Cómo llevar una vida saludable? La vida saludable debe comenzar desde la niñez, porque ya cuando el paciente me llega hemos perdido años y años de salud y lo que encontremos está muy avanzado. Es como cuando uno detecta un paciente con cáncer. No es lo mismo detectarlo en su inicio, que tiene posibilidades de curarse a detectarlo avanzado. Entonces, las enfermedades crónicas, independientemente del cáncer, como la diabetes, la hipertensión, deben ser prevenidas desde la niñez, es difícil porque con el cambio cultural, los llevamos a lugares de comida rápida todos los domingos porque no se cocina y los muchachitos cada vez más gorditos con la computadora o el celular no hacen ejercicio, viven en un apartamento, no se ejercitan. Cuando yo era muchacho mi frontera eran kilómetros y kilómetros a la redonda, vivía en el campo, caminaba como un loco y mi comida rápida era un mango. Entonces, hay que hacer un ajuste importante a nivel familiar, que los padres tomen conciencia de que tienen que comenzar a prevenir desde la niñez para no tener adultos enfermos. ¿Cómo se explica que en un país pobre haya tantas personas obesas? Por lo que comemos. Estamos ingiriendo muchas más calorías de las que necesitamos, y en eso las bebidas azucaradas tienen mucho que ver también. Uno va al supermercado y observa a las mamás comprando juguitos de caja, y ese es el desayuno que llevan los muchachos a la escuela en la lonchera. Hay que volver a lo natural. Si usted lo quiere mandar con jugo, hágale un jugo natural bajo en azúcar. En otro orden, doctor, le hemos visto reclamando en varias oportunidades la reforma de la Ley de Seguridad Social. ¿Por qué? Hay que reformar la ley de Seguridad Social desde el punto de vista estructural. Primero hay que devolverle al Estado la facultad de decidir en el área de salud, que no esté librado eso al juego de la oferta y la demanda, porque los que tienen la sartén por el mango ahora son los empresarios. Cuando a ellos no les conviene algo vetan y ahí mismo se cayó. Hace once años para que arrancara la Seguridad Social hubo que hacerle una reingeniería al Plan Básico de Salud, porque como se planteaba era una estrategia excelente, que tenía una cobertura integral desde que el individuo nacía hasta que moría, independientemente de lo que se enfermara, pero cuando tiraron los numeritos se encontraron que iba a costar mucho dinero y entonces se ingeniaron un plan para salir del paso, le sacaron cosas. Este es el momento en que estamos luchando junto con el Colegio Médico Dominicano para que se haga una restructuración del Plan Básico para que se aumenten las coberturas y procedimientos. Tenemos once años trabajando con 300 pesos de consulta que vienen siendo 269 porque el impuesto de la renta se queda con un 10%, pero, ¿qué ocurre? quien carga con el resto es el paciente y eso es abusivo. El médico ha tenido que cargarle al paciente lo que debió pagar la aseguradora. Grasa Esa barriguita cervecera es la que está indicando el síndrome metabólico, que es un precursor de diabetes, presión alta y de grasa”. Buenos hábitos Cuando era muchacho, mi frontera eran kilómetros a la redonda, vivía en el campo, caminaba como un loco. Mi comida rápida era un mango.”

Noticias destacadas