República Digital - Indotel Anuncio

21 de junio del 2021

Mundiales

Muerte de Jesús Santrich: este sería el punto exacto donde fue abatido el disidente en Venezuela

Proporcionado por Semana JESUS SANTRICH LIDER GUERRILLERO FARC FOTO LEON DARIO PELAEZ/ SEMANA Seuxis Pausias Hernández Solarte, conocido como Jesús Santrich, habría muerto en un operativo desarrollado el lunes 17 de mayo en territorio venezolano, en inmediaciones de la Serranía del Perijá, una zona cercana a la frontera entre Colombia y Venezuela. Aunque las hipótesis son variadas, […]




Proporcionado por Semana JESUS SANTRICH LIDER GUERRILLERO FARC FOTO LEON DARIO PELAEZ/ SEMANA

Seuxis Pausias Hernández Solarte, conocido como Jesús Santrich, habría muerto en un operativo desarrollado el lunes 17 de mayo en territorio venezolano, en inmediaciones de la Serranía del Perijá, una zona cercana a la frontera entre Colombia y Venezuela.

Aunque las hipótesis son variadas, las disidencias de las FARC-EP, a través de un portal de internet que les pertenece y por el cual se comunican hechos de la Segunda Marquetalia, se confirmó la muerte del líder guerrillero, quien según ellos murió como quería: “Libre”.

En ese mismo texto, el grupo armado también en cabeza de Iván Márquez, entregó detalles del operativo, adjudicando el ataque a un comando del Ejército colombiano, versión que, como las otras, es una hipótesis y aún no tiene ninguna verificación.

Según ese mismo detalles del abatimiento, el hecho habría sucedido en la “Serranía del Perijá, zona binacional fronteriza entre El Chalet y la vereda Los Laureles, dentro de territorio venezolano”.

“Hasta ese lugar penetran los comandos colombianos por orden directa del presidente Iván Duque. La camioneta donde viajaba el comandante fue atacada con fuego de fusilería y explosiones de granadas. Consumado el crimen, los asesinos le cercenaron el dedo meñique de su mano izquierda. Unos minutos después, cerca del lugar, rápidamente los comandos fueron extraídos en un helicóptero de color amarillo rumbo a Colombia”, se destacó en el texto de las FARC-EP.

Ni las autoridades colombianas ni las venezolanas han brindado una versión oficial de los hechos, pues otras versiones indican que la muerte de Santrich se produjo en medio de enfrentamientos de los grupos criminales que operan en esta frontera con Venezuela y en la que constantemente se disputan los territorios de tráfico de drogas.

La versión más cercana fue la entregada por el ministro de Defensa colombiano, Diego Molano, quien expresó que la “información de inteligencia señala que en presuntos enfrentamientos ocurridos ayer en Venezuela habría muerto alias “Santrich” y otros delincuentes. Información en verificación. De confirmarse este hecho, se comprueba que en Venezuela se refugian narcocriminales”.

La muerte de Jesús Santrich en Venezuela confirmaría algunas tesis de cómo se mueven las disidencias en el vecino país. ¿Quién lo mató? Es la pregunta que ahora despejan las autoridades. La primera hipótesis es que el líder de la llamada Nueva Marquetalia habría sido dado de baja en un combate entre grupos armados que se disputarían el negocio de la coca. La segunda que lo habría dado de baja la Guardia Venezolana. Y la tercera, que habría sido alias Farley y alias Arturo, las fichas clave de Iván Mordisco.

También se maneja la tesis de que el campamento en el cual estaba Santrich fue atacado por grupos de mercenarios, que después de un duro combate produjeron la muerte del disidente colombiano. Santrich habría estado rodeado de un esquema de seguridad de no más de 20 personas que no pudo contener el ataque. Esta última versión estaría contenida en un informe de inteligencia en poder del Gobierno colombiano que da cuenta de que el ataque habría sido ejecutado el pasado domingo en horas de la noche.

Lo que está en juego no es un tema menor. Esta región se ha convertido en punto estratégico para el narcotráfico en Suramérica, por lo que ya se habla de la presencia, incluso, de carteles mexicanos que han llegado a negociar con los grupos insurgentes.

Noticias destacadas