República Digital - Indotel Anuncio

22 de abril del 2021

Opinión

Tendremos Covid varios años

Alfredo Freites alfredofreitesc@gmail.com  Cuando leo que hay un rebro­te del Covid-19 me parece que propagan una idea como de contagio es­pontáneo porque el virus está en el aire y el contacto humano lo propaga. La diseminación a ni­vel de pandemia es porque son los humanos los que portan y transportan los elementos de contagio. Lo […]




Alfredo Freites
alfredofreitesc@gmail.com
 Cuando leo que hay un rebro­te del Covid-19 me parece que propagan una idea como de contagio es­pontáneo porque el virus está en el aire y el contacto humano lo propaga. La diseminación a ni­vel de pandemia es porque son los humanos los que portan y transportan los elementos de contagio. Lo sabemos y parecemos ig­norarlo. Los humanos con su in­terrelación social son tam­bién los que producen los bienes de consumo. Con el intercambio en la cadena social generan riquezas. No se puede romper la cadena. El Covid la ha entorpecido y frenarla hará más daño que la enfermedad. Cerrar el país por meses disminuirá la cantidad de afectados, pero no se extin­guirá el virus. Habrá una re­ducción transitoria de con­tagiados hasta que haya apertura. Es un círculo vi­cioso. La gente en la calle es aumento del contagio. El humano es un ser bio­lógico y social. No se puede alterar esa realidad. Somos tribu o manada. Nos necesi­tamos unos a otros. Se podrá aumentar las medidas represivas para mantener el aislamiento, pero el tema es un asunto de conciencia no de repre­sión. Ya se vio que la imposi­ción de multas tuvo rechazo y así pasará con la prisión domiciliaria que se ha dise­ñado. Muchos creen que podrían morir de Covid si están en la calle pero que mueren de hambre si no salen. Se ha comprobado que los niños los jóvenes y los deportistas son los menos afectados. A quienes ma­yor daño hace el virus es a las personas obesas, con diabetes, problemas cardía­cos o respiratorios. La rea­lidad es que un sistema in­mune fuerte es una variable que protege o disminuye el impacto de la enfermedad. El encierro no contribuye a fortalecer el cuerpo. La sociedad tiene más ex­periencia en el manejo de la enfermedad y por eso ha ba­jado el número de fallecidos. La apertura será impues­ta por la realidad porque las vacunas tomaran años para probar su eficacia. Hay que poner acento en el protoco­lo sanitario.

Noticias destacadas