República Digital - Indotel Anuncio

07 de mayo del 2021

Opinión

¿…Y cuando acabe la NBA?

Ruddy L. González. Los dominicanos hemos sido privados de disfrutar de los partidos del béisbol de las grandes ligas, donde se destacan nuestras estrellas, debido a otro subterfugio legal mediante el cual una empresa televisora pretende imponer la obligatoriedad de que se les entregue los derechos de transmisión, perdidos por demandas en incumplimiento de pagos […]




Ruddy L. González.
Los dominicanos hemos sido privados de disfrutar de los partidos del béisbol de las grandes ligas, donde se destacan nuestras estrellas, debido a otro subterfugio legal mediante el cual una empresa televisora pretende imponer la obligatoriedad de que se les entregue los derechos de transmisión, perdidos por demandas en incumplimiento de pagos establecidos mediante contrato, segun ha explicado la Major Leage Basebal. Pero este no es más de otro episodio de la saga de entuertos de como ese consorcio de empresas de televisión, telecomunicaciones y otros negocios ha desarrollado la generalidad de sus operaciones. Las oficinas de las Grandes Ligas anunció este domingo que “su contrato (con la televisora) se rescindió legalmente cuando esa empresa no pagó los derechos de los juegos de la MLB a pesar de los innumerables esfuerzos para trabajar con ellos, incluido el cambio de calendario de pagos”. La explicación es clara y se basta por si misma: si no pagan, no pueden transmitir. Este modus operandi parece seguir la misma línea al aplicado con el caso de la venta de frecuencia del espectro radioeléctrico nacional, lo que provocó la disolución de la licitación de 30MHz el mes pasado sin que la sociedad haya podido conocer los beriguetos para el no ejecutado pago de $30 millones de dólares, ‘contantes y sonantes’, obligatorios para la adjudicación. Esta empresa ha navegado en un mar tormentoso, desde aquellos serios enfrentamientos con el influyente dirigente político Hatuey Decamps por la propiedad del canal 6 hasta la actual controversia con Altice e Indotel por el uso del espectro radioeléctrico nacional, pasando por la resistencia del propio Presidente Balaguer y su director de entonces de RTVD, George Rodríguez, por los intentos de asignarse el 5. No fue hasta el primer gobierno de Leonel Fernández, a finales de los ’90, cuando lograron alzarse con el usufructo del canal. Se recuerdan los choques con el Banco Central y las maniobras en tribunales para lograrse la propiedad de la operadora de televisión por cable, así como de otros bienes incautadas al Grupo Baninter. El pleito con la multinacional Altice --por la fusión Orange-Tricom-- puso en entredicho a Indotel hasta la llegada del incumbente actual, Luis Henry Molina, quien tratando de ordenar la casa ha enfrentado con firmeza las presiones y demostraciones de arrogancia, petulancia y prepontencia con que actúan los ejecutivos del consorcio de servicios de telecomunicaciones para lograr sus pretensiones. Este nuevo enfrentamiento, ahora con MLB, muestra una  amenaza, a través de entramados legales, al sensible tema de la Seguridad Jurídica para la inversión extranjera, al estado de derecho, al cumplimiento de las obligaciones impositivas, horizontalmente igualitarias, como las reglas de juego para la empresa privada en las acciones que emanan del Estado. Hoy, los amantes del deporte disfrutamos de la final electrizante de la NBA. ¿Y después? Y me pregunto, y les pregunto a ustedes ¿pero no habrá quien, ¡por fin! le ponga el cascabel al gato?

Noticias destacadas